Blog

Aplicaciones de las planchas de caucho y silicona

El caucho natural es originario del continente americano y se obtiene a partir de un líquido lechoso, conocido como látex, que se encuentra en la savia de diferentes plantas. Una de estas plantas es la especie Hevea brasiliensis, de la familia de las euforbiáceas, conocido como el árbol del caucho o siringa. Este árbol es originario del Amazonas donde existe en abundancia. Esta región sufrió la fiebre del caucho a finales del siglo XIX y principios del XX a medida que la demanda de este material se multiplicó a consecuencia del uso extendido de los vehículos a motor, y de sus neumáticos.

Este hecho desencadenó, asimismo, una ola de avances para crear caucho sintético. La producción de caucho sintético se extendió durante la Segunda Guerra Mundial en Estados Unidos, ya que las potencias del Eje controlaban los limitados suministros mundiales de caucho natural a mediados de 1942. Actualmente la producción de caucho natural se ha desplazado al continente asiático. Indonesia, Malasia, Tailandia, China y la India producen el 90% del caucho natural del planeta.

El caucho es un sustancia que se caracteriza por su elasticidad, repelencia al agua y resistencia eléctrica. Esta versatilidad lo convierte en un material con multitud de posibilidades, ya que ofrece soluciones en campos como la estanqueidad (juntas), la protección (máquinas y procesos), la seguridad (aislamiento eléctrico, fuego y humos) y los suelos (pavimentos industriales).

El uso de planchas y pavimentos de caucho, ya sea natural o sintético, se extiende a sectores tan dispares como el químico, el energético, el alimentario, el siderúrgico, la automoción, la construcción y el medio ambiente, las minas y canteras y los centros deportivos. Las planchas de caucho y silicona están especialmente dirigidos a tareas y trabajos con un nivel alto de abrasión, deterioro de materiales por impactos, desgaste mecánico, erosión o corrosión. Como, por ejemplo, las canteras de arena y grava, siderurgia, fundición, industria metalúrgica, industria cementera y de áridos, plantas de hormigón, aserraderos, industria farmacéutica y alimentaria, agricultura, limpieza de alcantarillados, residuos industriales y mantenimiento de carreteras.

La plancha de caucho natural (NR), gracias a sus propiedades mecánicas, es particularmente apreciada en entornos sometidos a un fuerte desgaste por rozamiento o expuestos de forma constante a impactos o al contacto directo con elementos abrasivos. Posee también excelentes propiedades mecánicas y dinámicas, resiliencia y elasticidad y es flexible a bajas temperaturas. No es aconsejable su uso en contacto con aceites, grasas o hidrocarburos. Resistente a ácidos, bases y sales.

La plancha de caucho SBR es la alternativa al caucho natural. Ofrece buenas propiedades con la ventaja añadida de poder presentar una mayor resistencia a altas temperaturas o al envejecimiento. Por ello su uso es habitual en la industria minera o industrias sometidas a altos grados de abrasión que precisan de materiales longevos y que ofrezcan el máximo rendimiento.

La plancha de EPDM es una de las más versátiles del mercado. Es altamente resistente al envejecimiento pese a su exposición a condiciones externas: vapor de agua, rayos ultravioletas, ozono, salitre o climatología extrema. Este material conserva sus propiedades aún sometida a grandes diferencias de temperaturas. Su uso está muy extendido, sobre todo en el sector de la construcción o en aplicaciones marinas.

La plancha de Butil (IIR) destaca por su excelente impermeabilidad frente a los gases. Esta característica, junto con su flexibilidad y su resistencia a la intemperie, la convierte en un caucho habitual en múltiples aplicaciones industriales. Es también imprescindible para las juntas y protecciones en aquellas industrias químicas donde se presentan altas concentraciones de ácidos minerales y álcalis tales como plantas de fosfatos, fertilizantes, sosa cáustica, etc.

Del Cloropreno (CR), más conocido como Neopreno, destaca una equilibrada combinación de propiedades que la convierte en un caucho multifuncional. Se emplea para construir juntas aislantes y recubrimientos de entornos que estén en contacto con aceites y químicos. Se puede utilizar incluso en aplicaciones exteriores ya que resiste bien los cambios de temperatura, el ozono, los rayos UV y la climatología extrema en general.

La plancha de caucho CSM es reconocida por su excelente resistencia a las condiciones atmosféricas adversas y su capacidad de impermeabilización al agua y a los ácidos. Se usa principalmente la industria de la construcción o en la eléctrica por su capacidad impermeabilizante, pero su uso también es frecuente en juntas y protecciones en equipos de industrias químicas o de automoción.

La plancha de caucho nitrílico (NBR) está formulada para evitar el ataque de aceites o grasa, lo que le permite mantener sus propiedades mecánicas. Soportan el contacto con aceites industriales, hidrocarburos, queroseno o altas temperaturas. Su resistencia a la intemperie, ozono y rayos UV es baja.

La plancha de Vitón es muy apreciada en las aplicaciones industriales más exigentes puesto que es la más resistente a hidrocarburos, ácidos, álcalis e incluso oxidantes y soporta temperaturas de hasta 250ºC sin perder sus propiedades mecánicas. Se emplea en industrias pesadas como refinerías, petrolíferas, acerías o plantas químicas y también en industrias con requerimientos especiales como la alimentaria.

La plancha de silicona es fisiológicamente inerte y esto la ha conducido a una amplia variedad de aplicaciones en el campo de la medicina. Además, se mantiene estable en ambientes extremos; sus propiedades operativas permanecen invariables en un amplio rango de temperatura, lo que la hace útil en gran variedad de aplicaciones industriales como la automoción, la electrónica o la iluminación.


Novedades Marzo 2015: Corrosiv EPDM

En marzo añadimos una nueva manguera para productos químicos: Corrosiv EPDM.

Tecniman_Corrosive_EPDM

Corrosiv EPDM es una manguera industrial con capa interna de caucho EPDM negro resistente a la abrasión, intemperie y ozono, está fabricada sobre caucho EPDM con refuerzo textil de alta tenacidad embebido con alambre de acero.

Manguera de caucho idónea para la aspiración e impulsión de productos químicos a 10 bar, recomendada para la conducción de bases, ácidos de baja y media concentración, álcalis y ketonas.


Novedades Febrero 2015: Nuevas mangueras composite

Nuestro catálogo crece con dos nuevas mangueras tipo composite: Tecniman Composite Chem y Tecniman Composite Oil.

Tecniman Composite Chem

La Tecniman Composite Chem (ficha PDF) es una manguera industrial flexible de termoplástico multicapa: Polipropileno, polietileno y poliéster. Indicada para el trasvase de producto de camión a tanque o de tanque a tanque.

Tecniman Composite Oil

La Tecniman Composite Oil (ficha PDF) es una manguera flexible de termoplástico multicapa fabricada en polipropileno, polietileno y poliéster resistente a la intemperie. Es una manguera con gran resistencia, para la transferencia de una amplia gama de hidrocarburos bajo succión o presión.


Novedades Enero 2015: Perforación 40 bar

Añadimos a nuestra gama de mangueras para aire comprimido y de presión y mangueras de caucho y goma la manguera de perforación 40 bar.

Perforacion 40 bar

Es una manguera idónea para impulsión de aire comprimido a 40 bar, proyectada para equipar compresores de gran caudal.

Ficha (PDF 467Kb)

 


Ya disponibles: automoción, EN-854 2TE y cristal reforzado

Este mes hemos añadido cuatro nuevas mangueras a nuestra web:

Estas mangueras industriales se añaden a nuestra amplia gama de mangueras para hidrocarburos, mangueras para agua y mangueras de pvc.

Póngase en contacto con nosotros y pida presupuesto sin compromiso.


cerveza artesana

Mangueras para elaborar cerveza artesana

La cerveza de autor está de moda. Pese a que la cerveza artesana se produce con los mismos ingredientes que la industrial (agua, malta, lúpulo y levadura) las variantes en forma de aroma, color, sabor, volumen o cuerpo son amplísimas. Todo depende de la pericia e imaginación del maestro cervecero. ¿Diferencias con las industriales? Que son cervezas vivas, sin pasteurizar, con el gas carbónico natural procedente de su propia fermentación alcohólica, generalmente con una producción limitada, y con muchas ganas de diferenciarse, de convertirse en experiencia, en un trago singular.

El proceso de elaboración parece sencillo. En primer lugar se cuece la malta de la cebada (o la de trigo, según el tipo de cerveza) en agua. Los maestros cerveceros siempre ponen mucho énfasis en la elección del agua, ingrediente que suele aportar el carácter distintivo a la bebida. El zumo se trasvasa a otra máquina que filtra los restos de malta. El resultado es un caldo dulce, todavía sin alcohol.

A continuación este zumo se cuece con el lúpulo. Ingrediente básico de la cerveza que le aporta amargor y aroma, y tiene propiedades antioxidantes y conservantes. Destruye bacterias, por lo tanto también favorece la fermentación. Además es el culpable de que nos entre hambre cuando nos hacemos una caña. Si el lúpulo se añade a la cocción al comienzo aportará más amargor, si se hace más tarde la cerveza resultante será menos amarga y más aromática.

Seguimos teniendo un zumo dulce y amargo. Eliminar el azúcar es trabajo de las levaduras, que reaccionan con el aire y los azúcares para crear el alcohol. Esto es lo que se conoce como fermentación alcohólica y dura varios días. Una vez pasado este tiempo ya tenemos cerveza apta para consumo aunque sin gas. Las cervezas industriales inyectan el gas de forma artificial. Sin embargo en las cervezas artesanas suelen hacerlo con el proceso conocido como doble fermentación. Es decir, se vuelve a realizar la fermentación dentro de la botella. Se llena con cerveza fermentada y un poco de cerveza sin fermentar. Las levaduras actúan y hacen aumentar el volumen de este aire incrementando la presión y generando el gas. Este proceso dura semanas.

La mayoría de las cervezas artesanas son de tipo ale, de fermentación alta y rápida. Suelen hacerlo a 22 grados, casi el doble de temperatura que las lager, un tipo de cerveza que requiere maquinaria más cara y más tiempo de fermentación.

Magnus Equipo para hacer cerveza casera. Foto: Magnus Gertkemper.

El material necesario para elaborar cerveza casera consta de tres tanques de acero inoxidable, con sus respectivos termómetros analógicos de acero inoxidable, y válvulas con acoples rápidos. También se requieren quemadores de capacidad industrial y mangueras industriales atóxicas de alta presión de doble capa para manejar los fluidos con seguridad. Tecniman dispone de todo tipo de latiguillos homologados para el trasvase de cerveza con todas las normas de certificación. Mangueras técnicas para máquinas llenadoras con extensiones y conexiones asépticas, así como mangueras para productos alimenticios con extremos racorados DIN.

Las principales mangueras para elaborar cerveza artesana son la manguera de caucho Milk, fabricada sobre mandril con interior de caucho NBR blanco atóxico y exterior de caucho CR azul resistente a la abrasión. Lleva intercalado un refuerzo textil de alta tenacidad y una espiral de acero helicoidal. También se puede emplear la manguera de PVC Cristal Reforzado, de gran flexibilidad y de difícil estrangulamiento y rotura en el alargamiento. Por último, destacar las mangueras de silicona. Todas ellas son atóxicas, de uso alimentario y poseen las siguientes certificaciones: FDA (Foods and Drugs Administration); 21 cfr 177.2600; BfR parte XV; y la Norma americana USP Clase VI.

Las terminales de conexión de estos tipos de tubos flexibles se suelen realizar en acero inoxidable 316L con acoples del sistema SZR (Sin Zona de Retención), lo que permite que la unión quede exenta de cualquier contaminación y resulte fácil de limpiar. Estos racores se fabrican según la norma DIN 11851, y son idóneos para su uso en la industria alimentaria, química y farmacéutica.

Foto equipo para elaborar cerveza casera por Magnus Gertkemper http://commons.wikimedia.org/wiki/User:Cjp24


Página 4 de 5Primero...345